Creo que el género mismo es la violencia, que las normas de masculinidad y feminidad tal y como las conocemos, producen violencia.

-Beatriz Preciado-

sábado, 22 de diciembre de 2012

No le ponía nombre



Un mundo igualitario también cuenta y requiere de hombresLo veía a mí alrededor, en series, en películas, en el trabajo, en el día a día. ¿Por qué a mi hermana o mi madre, a mi pareja y amigas,  o siendo más objetivo, a mis compañeras de trabajo o cualquier mujer que vea en la calle, las trataban de manera diferente? A veces sin respeto, otras veces obviando sus opiniones, otras ridiculizando su sexo o mirándolas lascivamente. Solo he nombrado unos pequeños ejemplos de maltrato… ¿Por qué? ¿Qué sentido tiene esto? ¿No somos todas las personas iguales?

Lo reconozco, años atrás era partícipe de todo esto, quizás no de manera exagerada, pero sutilmente caía en muchos de estos estereotipos y micromachismos… Tuve la suerte de conocer a personas igualitarias que me desgranaron y me enseñaron a evitar y analizar este comportamiento… Pensé… ¿Mamá es menos que papá?... No le ponía nombre… pero ahora lo digo con conocimiento y con orgullo… incluso lo grito ¡¡¡FEMINISMO!!!.

Texto realizado por alzaElpuño

3 comentarios :

PiZPi ReTa dijo...

Ser consciente de, buscar, buscarse, descubrir, encontrar, deconstruir, construir... Creo que es una situación muy díficil de expresar y, afortunadamente, tú lo has hecho en sencillas palabras. Gracias por poner nombre a tu proceso y por cedérnoslo para que más gente podamos identificarnos. Un gustazo compartir el mundo con gente como tú, gente que tiene claro que otro mundo es posible.

ichi pichi dijo...

Identificar procesos es complicado, sentirlos y vivirlos también. Una vez te pones las gafas de género la realidad ya no es la misma, es más bella, cuestionadora, moviliza interior y exteriormente porque la igualdad todavía no es real. El concepto feminismo sigue asustando, en circulos no lejanos crea rechazo, gracias por compartir tu visión.

alzaElpuño dijo...

Hola

Gracias a las dos por estos comentarios, los cuales me animan a seguir enfrentándome a las desigualdades existentes.

Aún así me queda mucho por recorrer, ya que en mi día a día continúo, por educación o incluso por los privilegios mencionados por PiZPiReTa, cayendo en micromachismos.

Pero lo que tengo claro es que la voluntad y la base igualitaria la tengo adquirida.

Un beso

Publicar un comentario

La editora no se hace responsable de los comentarios vertidos por terceras personas. No se permitirán comentarios ofensivos. Se pide el máximo respeto.